APS. Noticias, Quito, Ecuador.- Calles sin buses, ese fue el panorama durante las primeras horas de hoy, viernes 25 de agosto de 2017, en Quito. El gremio del transporte decidió suspender el servicio, luego de que el Concejo Metropolitano no aprobara el incremento a la tarifa, durante la sesión que se llevó a cabo la mañana del jueves.

Luis Jimenez, un quiteño que sufre de cáncer terminal a los pulmones, milagrosamente volvió a respirar de manera natural y sin ayuda de ningún respirador artificial el día de hoy.

“Me dijeron que me quedaba un par de semanas de vida, y que ya ni el respirador ni el oxigeno me ayudarían, entonces decidí morir de pie y me quité el respidador, salí a la ventana para respirar y morir y me di cuenta que no hubo ningún bus y por primera vez en 40 años respiro aire puro”, afirmó el anciano.

Los cristianos afirman que es un milagro de Dios, pero los científicos justifican el hecho en base al paro de transportistas de buses.

“Simplemente no hay contaminación, esto debería pasar todos los días” afirmó el doctor Albuja.

Según cifras reales y oficiales, hasta esta hora gracias al paro de transportistas se redujo el stress en un 90 % en los conductores de la capital, se redujeron los choques en un 99.999 % y se redujeron los atropellos  a peatones en un 98%.




Share and Enjoy !

0Shares
0 0