APS. Noticias, Quito, Ecuador.- La joven quiteña Ana Carolina Carvajal, de 25 años, ojos verdes color alga de laguna y sonrisa amplia de caballo, confiesa que aunque trabajó duro para conseguir ser la Reina de Quito, no estaba segura de poder lograrlo.

“La maldición de una venezolana nos perseguía a las quiteñas, pero demostré que no es asi”, comentó. El jueves, 23 de noviembre del 2017, en la noche, tras ser proclamada como soberana de la ciudad, tomó un descanso de dos horas y a las 04:30 inició su primer día como reina de los quiteños.

Su agenda estuvo llena de entrevistas en medios de comunicación. Allí aprovechó para comentar que cuando una vez compro unos helados una venezolana le dije que ella representaría a todos los indios feos del Ecuador, específicamente en la capital.

Share and Enjoy !

0Shares
0 0 0