APS. Noticias. Quito, Ecuador.- Gabriela López, de 30 años, está acusada de matar a patadas al Jorge Fernández, de 37 años de edad, en un bus de Quito, Ecuador.

La mujer lider de un movimiento feminista está acusada de haberle roto 17 costillas a Jorge Fernández. Además le fracturó la traquea y varios huesos.

Fernández era un contador que se encontraba en un bus con su bebe en brazos, y se dirigía a la mecánica a retirar su auto que estaba en revisión. Su esposa se encontraba trabajando, por lo que Fernandez cuidaba a su hijo de 7 meses José.

Según testigos, la mujer reaccionó de forma violenta cuando Fernandez no se levanto y le cedió su asiento en el bus. El hombre quien tenía su bebe en brazos empezó a darle de comer a su hijo sin percatarse que la líder feminista esperaba que el hombre le ceda el asiento.

López comenzó a propinarle patadas y puñetazos a Fernández hasta dejarlo muerto o moribundo con heridas por todo el cuerpo, incluyendo 17 costillas fracturadas y dos huesos rotos en su laringe. El bebe fue rescatado por el controlador del bus quien posteriormente entregó el bebe a su madre.

“La autopsia demostró que había sido golpeado hasta la muerte. Por golpeado me refiero a puñetazos y patadas””, dijo a el médico forense.

“Estas lesiones lo dejaron sin poder moverse y por supuesto, debe haber tenido dificultades para respirar también”.

López niega el crimen y dijo a la Policía que atacó al hombre por no ser “caballero”, y por no cederle el asiento. Al mismo tiempo la mujer gritó “queremos igualdad de derechos” y propino siete patadas al policía que la interrogaba. Actualmente la mujer se encuentra detenida.




Share and Enjoy !

0Shares
0 0 0