Este par de ñengosos después de hacer el ridículo en este video, fueron a donde doña Charo a comerse su cuisito del día.