.



APS. Noticias. Quito, Ecuador.- Los agentes de seguridad que estaban revisando antiguos videos para buscan presuntos ladrones, se llevaron una poco grata sorpresa, al ver el video de esta mujer que se rasca el ano y después se huele los dedos.

Un guardia de seguridad renunció de inmediato a su cargo aduciendo que no puede hacer un trabajo tan desagradable por un salario tan bajo, “Es asqueroso, yo me rasco las bolas y me las huelo, pero en las bolas no hay caca” afirmó el guardia.

Aquí el video

 

.