EM. Noticias.- El expresidente de Ecuador Rafael Correa empezó a dirigir en persona la campaña por el No a la consulta popular impulsada por su sucesor y excorreligionario Lenín Moreno, empeñado en borrar la huella correísta en su administración.

Correa, que regresó al país desde Bélgica, donde reside desde mediados de 2017, inició su participación proselitista en su natal Guayaquil, la ciudad más poblada del país.

Correa afirmó que se desafiliará a Alianza País para formar su nuevo partido político llamado Movimiento Naranja.

“A esos peluconcitos y traidores, tiemblen que el pueblo ecuatoriano los sepultará en las urnas votando por el nuevo Momiviento Naranja”, afirmo Correa.

Tras largas reuniones de coordinación con su “buró de campaña”, el exmandatario mantuvo encuentros con dirigentes de AP durante casi todo el día.

Ya por la noche, el exmandatario tenía previsto acudir a un barrio del suburbio de Guayaquil, uno de los sectores más pobres de la ciudad, para una campaña de “puerta a puerta”, según comentaron a Efe fuentes cercanas a su entorno.

 




Share and Enjoy !

0Shares
0 0